Pros y contra del uso de anabólicos

Pros y contra del uso de anabólicos

Comentarios
Pros y contra de anabólicos
Por: Deya Cano Última actualización: 10-05-2010

Bloque que muestra la firma del editor.

Deya Cano | Editora

En las últimas décadas se ha asociado el uso de anabólicos y esteroides con fines estéticos, ya que son usados con regularidad por personas que practican el fisicultirismo y sin una adecuada prescripción médica, éstos son muy perjudiciales para la salud.


Sin embargo, dichos productos cuando se usan con fines médicos como tratar enfermedades como el cáncer, anemia u osteoporosis, dan un resultado favorable.


Los anabólicos pertenecen al grupo de drogas ergogénicas, también llamadas drogas de performance. Son sustancias sintéticas derivadas de la testosterona, una hormona natural masculina. Tanto los anabólicos como los esteroides, pertenecen al grupo de las drogas hormonales.


Daño físico y mental


Diversos estudios han demostrado que el uso prolongado de anabólicos y/o esteroides afecta la capacidad de procesamiento de información del cerebro, debido a que pueden desencadenar problemas mentales de manera irreversible.


Al ser éstos droga, se han encontrado que quienes consumen este tipo de sustancias presentan un deseo incontenible de consumir nuevamente; no pueden reducir las dosis y presentan el síndrome de abstinencia. Esto sin importar si el consumo ha sido moderado o severo.


Consecuencias en hombres y mujeres


1.- Hombres: El consumo con fines no médicos y controlado de estos productos puede afectar su sistema reproductor. Entre sus efectos se encuentran: atrofia de testículos e hipertrofia prostática (ambos implican graves riesgos de cáncer); reducción de la producción de esperma; impotencia; calvicie; agresividad e incremento en el tamaño de sus mamas.


2.- Mujeres: Pueden experimentar, entre otros problemas, la "masculinización": hipertrofia de clítoris; desarrollo anormal de vello facial, corporal y engrosamiento de la voz.


En ambos sexos genera ictericia (piel amarillenta); acné; temblores; dificultades respiratorias; dolor, hinchazón y edema (acumulación de líquidos en articulaciones); aumento de presión arterial e incremento del riesgo de contraer cáncer en diversas formas.
 

¿QUÉ OPINAS?
comentarios